Errar es de madres

Madres. El tema que ganó en mi última encuesta fue MADRES. Sobre madres hay mucho escrito. Las madres son seres maravillosos, creadores de vida, de amor y de felicidad. Pero cuidado, no todas las madres son iguales. No todas las madres pueden ser consideradas MADRES con mayúsculas.

Querido lector, probablemente no compartas conmigo estas palabras y, seguramente esté pecando en siceridad. De a cuerdo a mi experiencia, quiero aportar una visión difrente, que no generalizadora, sobre el tema. Así que acepto las críticas y no busco la continua aprobación, más bien expresar mi opinión con franqueza.

Cada individuo vive su realidad y en su mayoría, las madres tienden a rozar la divinidad (al menos eso pienso yo de la mía, que es divina). Sin embargo, la experencia me ha mostrado otras realidades. Las realidades de esos hijos que no tienen una buena madre. Esos hijos que renuncian a sus sueños por no enfadar a sus madres. Esos hijos que viven por y para ellas que, egoístas, impiden que sus hijos vivan sus propias vidas. Solo admiten la que ellas le imponen. Solo quieren que estén a su lado.Y queridos, no. Nadie, ni nuestra propia madre, tiene que obligarnos a vivir una vida que no es la que queremos. El problema es que hay madres que, conociendo de primera mano la influencia que tienen en sus progenitores, abusan y condicionan el resto de su existencia. Cuando lo que debería de hacer es ayudarles a encontrar su propio camino.

Y es que, madres (y padres) del mundo, vuestros hijos serán vuestros hijos toda la vida. Pero eso no signica que serán marionetas y que podréis manejarlos como un títere. Los hijos tenemos nuestra propia voluntad. Queremos nuestra propia vida y no por ello os vamos a dejar de querer, ni de tener presentes cada día. Errar es humano y, también, de madres. Aún así, no debéis olvidar que sois el principal referente de vuestra descendencia y que los errores, en este caso, repercuten directamente sobre ellosy sus vidas. No me cabe duda de que intentáis hacerlo lo mejor que podéis, pero ¿Os habéis preguntado qué es lo que de verdad quieren vuestros hijos?

Con cariño,

M.C.Arenas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s